¿Sabías qué… los directores de establecimientos educacionales sí pueden hacer una diferencia en los resultados de aprendizaje que alcanzan los alumnos?

En nuestro país se han comenzado a estudiar los efectos del liderazgo directivo en los resultados de aprendizaje de los estudiantes. Como parte de la investigación Liderazgo directivo y calidad de la educación en Chile (proyecto CIE01-CONICYT), entre los años 2009 y 2011 se aplicaron encuestas a 645 establecimientos educacionales, de los cuales 262 eran escuelas del sector municipal, 292 del sector particular subvencionado, y 91 del sector particular pagado. Las encuestas se aplicaron a sostenedores, directores, jefes técnicos y docentes.

Entre los resultados obtenidos, dentro de las variables explicativas de las prácticas de liderazgo destacan la presencia de indicadores de tipo afectivo tales como motivación y sentido de eficacia, reportada por los propios directores, además de características personales de los directivos, reportadas por los docentes por sobre formación académica o años de experiencia, reportada por los docentes. Lo anterior es coincidente con la importancia que se atribuye a las variables de tipo actitudinal, tales como la capacidad para generar relaciones basadas en la confianza, capacidad para emprender esfuerzos colaborativos, capacidad para arriesgar, todas características que se atribuyen a un líder competente e íntegro.

En relación a las variables explicativas del rendimiento escolar de los estudiantes, las prácticas de liderazgo que ejercen influencia sobre lo que ocurre en la sala de clases –esto es motivación de los docentes, habilidades de los docentes y condiciones para el trabajo de los docentes– tienen una fuerte y clara significancia, lo que confirma que el efecto del liderazgo directivo es mediado por los docentes, es decir, el director ejerce influencia sobre los docentes y son los docentes quienes ejercen una directa relación sobre el aprendizaje de los estudiantes. La figura del director y su liderazgo es un factor importante para que se establezcan las condiciones tanto materiales, cognitivas y psicológicas/afectivas que posibiliten y faciliten el mejor trabajo de los docentes dentro de la sala de clases. Es interesante destacar que en la investigación señalada aparece el género como una de las características demográficas que tiene incidencia: las directoras (según lo reportan los docentes) ejercen prácticas de liderazgo efectivo con mayor frecuencia que los directores.

Los líderes educativos son importantes, porque tal como lo señala el informe McKinsey, “la calidad de un sistema educativo tiene su techo en las capacidades de sus docentes”, por lo tanto una de las tareas de los líderes es influir en sus equipos docentes, en aquellos aspectos de gran significancia para los resultados escolares: motivación, habilidades y condiciones laborales.

Asimismo, es importante señalar que este tipo de investigaciones comienzan a dar luces y a establecer bases empíricas sobre lo que es necesario saber respecto del contexto educativo nacional, de manera que se puede contrastar la evidencia internacional que describe tendencias en relación al tema del liderazgo y la mejora escolar. La temática del liderazgo y su relación con el mejoramiento de los resultados de los estudiantes constituye un potente tema que nos permite conocer nuestra propia realidad y tener mayores elementos para análisis y para el diseño de programas de formación continua.

Virginia Maray H.
Coordinadora
Magíster en Dirección y
Gestión Escolar de Calidad
virginiamaray@udd.cl

Referencias Bibliográficas
Mourshed M; Chijiote C; Barber M. (2010) How the world’s most improved school systems keep getting better. McKinsey & Company.
Weinstein, J; Muñoz, G (editores). ¿Qué sabemos sobre los directores de escuela en Chile? CEPPE. PUC. Fundación Chile. 2012.

 

 

 

Compartir